Recapitular

Autor/a: el 9 abril, 2010

Cada cierto tiempo me olvido por qué hago las cosas, cómo he llegado hasta algún sitio. Me pasa mucho en la moto y me asusta, se que en cada pequeño instante he estado atento a la conducción pero sin saber cómo llego a mi destino. Síntomas de la rutina, pienso. Otras veces, el maremagnun de cosas me hacen olvidar la gran cosa. No se, quizás sea cierto eso de que el hombre solo sabe hacer una cosa a la vez.

Estos días ha sido una de esas temporadas en las que te pierdes un poco, algo más que un paseo. He querido entrar en nuestro blog para ver si encontraba el camino de vuelta. Gracias Pedro por dar forma a este camino donde cada vez paseamos más personas, no hace tanto que pensábamos sobre que paisajes queríamos construirlo. Parece como si se hubiera hecho solo, pero no, se nota tu mano.

Cuando cada uno de nosotros piensa sobre lo que significa esto de construir un mundo mejor, sostenibilidad, ética, Responsabilidad Social Corporativa o demás sinónimos de vida, tendemos a pensar en conceptos de supervivencia o bienestar futuro, incluso presente. En un intento de recapitular sobre quiero salvar el mundo haciendo marketing pensé en mi padre.

Domingo era un padre de familia como tantos otros que se dejó la piel por sacar su familia adelante. No fue ni más ni menos que nadie, llevó la vida que le fueron dictando y que él fue haciendo suya. Me da rabia pensar que alguien en el futuro meta a mi padre en el saco de todas aquellas personas de una generación que le han destrozado su mundo. Aquellas generaciones que destrozaron la vida, por activa o peor, por pasiva.

Quizás sea demasiada responsabilidad pero además de pensar en el futuro de nuestros hijos también debamos pensar en el honor de aquellos que nos precedieron. Y por supuesto disfrutando nuestra vida.

Feliz paseo

Compartir

 

1 comentario

  • Rocío González dice:

    FELIZ PASEO
    …somos pura esencia…y no somos nada,si algún día ocurre que olvidamos a quienes ya no estan y queremos tanto.
    En nuestros paseos díarios, en lo que hacemos, en lo que construimos,en lo que pensamos, en lo que decimos… son la razón de nuestra existencia, de nuestra esencia.
    Seguro que tan sólo paseas y sigues el mismo camino que te enseñÓ.
    Siempre será un felíz paseo.

  • Deja tu comentario

    Nos interesa tu opinión
    Escribe un comentario

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *