Sobre coches y humanos

Autor/a: el 24 abril, 2010

The New Student's Reference Work

The New Student's Reference Work

Estamos en ese proceso donde, cuando las cosas vayan un poco mejor queremos comprar un coche.

Tenemos 3 perros y vivimos fuera de Madrid. Aunque bajamos casi siempre en tren, aveces tiramos de coche para ir a Madrid o ir por ahí (el tren no te pasa 3 perros y el avión para ir de Segovia a Valladolid a tomar unos vinos como que no merece la pena).

Ahora tenemos un jeep de dos puertas y como somos conscientes de lo que significa en términos de sentido común, tratamos de utilizarlo lo menos posible. Siempre te queda la opción de venderlo (ahora no merece la pena) o tirarlo (sería aplicar menos sentido común).

En ese proceso de reflexión pienso en los eléctricos, pero claro al estar a 100 kms de Madrid el tema de las baterías hay que tener cuidado, pienso en otro 4×4 más respetuoso, pero sigue sin ser respetuso y además ya tengo uno que viene bien cuando nieva por aquí o me llevo a los perros a hacer el perro en el campo. La opción híbrido está bien, pero el Prius con mis tres perros ser rompe y el Lexus grandote. Me parece una indecencia, por cierto como la del nuevo Tuareg.

Esta la ocpión furgoneta. Ahí cabe todo nuestro presente y espero que nuestro futuro, pero como que tampoco parece muy respetuoso.

Bueno, en todo este proceso comparto un par de web curiosas. La primera es británica, no podía ser de otra manera, “cleangreencars” y te ayuda a tomar una decisión. Y la otra es de un producto que ha sacado Peugeot de “alquiler” de vehículos según tus necesidades. “Mu by Peugeot“. Va con una tarjeta prepago y en función de la necesidad que tengas Peugeot te ofrece una solución. Por lo visto es más barato que alquilar un coche y más caro que un renting.

Un idea muy interesante a la hora de abordar el problema medioambiental de los automóviles. Lo utilizas cuando te hace falta y siempre el modelo necesario  al uso. De esta manera asocias las emisiones de CO2  a las diversas realidades con los que la vida nos deleita.

¿Por qué cuento todo esto? Por compartir las contradicciones y las necesidades en las que creo nos encontramos muchos.

Algo está cambiando.

Compartir

 

0 comentarios

Deja tu comentario

Nos interesa tu opinión
Escribe un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *